Región Capital

El 61 % de las muertes viales durante el 2018 en La Plata fueron en moto

La ONG Corazones Azules Argentina realizó un informe preliminar el cual revela que en La Plata durante 2018 se registraron 68 muertes viales, mientras que en 2017 el número de víctimas fatales había sido de 105 personas. Del total de víctimas fatales, en el 61%. En 2017 ese porcentaje fue del 49 %. Las arteras con más víctimas fatales fueron la 520 (6 muertes), 72 (5 muertes) y 44 (5 muertes).

LEER TAMBIÉN
La Plata lidera el ranking de municipios bonaerenses con más accidentes viales

Nota publicada por labuenainfo.com

La cantidad de muertos viales puede ser mucho mayor a la mencionada dado que no hay oficialmente un registro o seguimiento de las personas que perdieron la vida semanas o meses después de haberse accidentado, por lo que la ONG ha solicitado al Ministerio Público Fiscal del Distrito Judicial La Plata información referida al tema.

En tanto, para Corazones Azules esta baja “lamentablemente” no fue producto de políticas de estado o de campañas oficiales, sino que se debió a que la crisis económica y las bajas temperaturas registradas durante la primavera repercutieron negativamente en las ventas de bebidas alcohólicas, especialmente cerveza, con una caída del 40%, según informaron fuentes del sector de la comercialización mayorista.

LEER TAMBIÉN
VIDEO Cámaras de seguridad registraron un tremendo choque entre una moto y un auto en 66 y 120

Es que según otra investigación estadística realizada anteriormente por la ONG se concluyó que en la ciudad de La Plata se dispara en forma alarmante el consumo de alcohol, en especial cerveza, durante los meses de la primavera y el verano, y que repercute directamente en las cifras de víctimas en siniestros viales.

El presidente de Corazones Azules, Pedro Perrotta, resaltó que a pesar de la baja del número de víctimas fatales “estas cifras siguen mostrando que es alarmante la cantidad de muertes que ocurren en las calles de la capital de la Provincia y que se debe tomar nota, especialmente, del crecimiento de muertes en los siniestros que involucran motos, sobre todo las de baja cilindrada”.

Y agregó: “Se puede decir que la economía y el clima fueron quienes favorecieron esta baja de víctimas viales, pero hubiera sido mejor que esta caída se dé por acciones ejercidas desde el municipio. Una vez más falló el control y prevención en las calles de la ciudad”, remarcó Perrotta.

Es necesario que el Municipio realice operativos en los corredores gastronómicos y avenidas de mayor movimiento nocturno poniendo énfasis en las pruebas de alcoholemia y que se vaya rotando los lugares, además de verificar la documentación de los vehículos para que estén en condiciones de circular y el uso del casco”, subrayó Perrotta.

El presidente de Corazones Azules volvió a manifestarse en contra de la ley que extiende el horario de venta de bebidas alcohólicas y la que delimita la tolerancia cero en alcohol hasta los 21 años: “Son medidas que van en contra de la preservación de la vida. La tolerancia cero tiene que ser para todas las edades y la extensión del horario de venta de bebidas aumenta el peligro de siniestros viales inducidos por la mayor ingesta de bebidas alcohólicas”, dijo.

Además sostuvo que “el municipio debe realizar fuertes campañas en las redes sociales de concientización y sensibilización vial y que el Estado tiene que tomar conciencia que la educación vial es prevención que salva vidas, por lo que claramente la ciudad de La Plata no está cumpliendo con lo dicho por las Naciones Unidas en su Plan Mundial para el Decenio de Acción para la Seguridad Vial 2011-2020”.

Perrotta destacó que “desde Corazones Azules Argentina promovemos el respeto por las leyes de tránsito y fomentamos la concientización y la educación vial con el objeto de bajar los índices de muertes y heridos en siniestros viales. Y por el contrario, tenemos un Estado ausente que no realiza educación vial, no realiza campañas de concientización y ahora legisla a medias.”

173 víctimas viales en La Plata entre 2017-2018

Corazones Azules Argentina, ONG que preside Pedro Perrotta, presentó un análisis comparativo sobre lo ocurrido en materia vial en la ciudad de La Plata durante los años 2017 y 2018.

El primer dato duro que surge es que en 2018 hubo 68 víctimas fatales del tránsito mientras que en 2017 fallecieron 105 personas.

Sostienen que esta baja estuvo influenciada por dos factores: la crisis económica y las bajas temperaturas que se registraron durante los meses de mayor calor. La venta de bebidas alcohólicas en los mayoristas disminuyó un 40 % entre los meses de septiembre a noviembre, en el mismo sentido bajo el consumo de alcohol. Es decir que la economía y el clima fueron quienes favorecieron esta baja.

Se repitió la tendencia, tanto en 2017 como en 2018, en la cual los fines de semana fueron los días donde más víctimas viales hubo, mientras que el año pasado se registraron 45 en este año fueron 24. Siendo el día domingo cuántos más decesos se produjeron.

Nuevamente los accidentes en moto encabezaron el ranking de los mismos, mientras en 2017 el 49 % de las muertes viales estuvo involucrado este tipo de vehículo, este año esa cifra ascendió al 61 %, es decir que más de la mitad de las muertes viales se produjeron por motos, y en la mayoría de los casos quienes viajaban en moto lo hacían sin casco.

Al igual que en el 2017, el casco urbano fue la región que más decesos por inseguridad vial se registró, hubo 11 víctimas fatales, mientras que en 2017 se llegó a 17. En tanto las avenidas 520 (6 muertes), 72 (5) y 44 (5) fueron las arterias con más víctimas.

En 2018 hubo 28 muertes viales en una franja etaria de 16 a 25 años; en 2017 fueron 32.

Los 105 fallecidos del 2017 colocó a la capital de la provincia de Buenos Aires, en cuanto a víctimas del tránsito, por encima las provincias de: Chubut 64; La Pampa 73; La Rioja 77 ; Neuquén 85 ; Santa Cruz: 46 ; Tierra del Fuego: 10.

Medidas

Realizar un diagnóstico sobre la situación vial para poder visibilizar la problemática y llevar a cabo una planificación, convocando para tal fin a un comité de crisis interdisciplinario.

Nuevamente reclaman que la provincia de Buenos Aires coloque en la currícula educativa a la enseñanza vial como una materia obligatoria. Señalan que el cambio cultural vial que hay que dar empieza en las raíces de la educación y eso es: jardín, primaria y secundaria.

Por otro lado, indican que es necesario un Estado que esté presente de manera eficiente en la calle, con más controles pero que perduren en el tiempo, con inversión en seguridad de las calles (señalización, sentidos de circulación, calidad de los mismos) y con conocimiento fiel de que sucede en las calles de nuestra ciudad por parte de la municipalidad.

Aclaran que no no hay un programa integral que contemple la educación vial de conductores, peatones, usuarios de servicio público de pasajeros y de niños y adolescentes.

Desde la ONG indican que el Estado debe comprender que los recursos utilizados en materia de seguridad vial no son un gasto, son una inversión que principalmente salvan vidas.

La cantidad de muertos viales puede ser mucho mayor a la mencionada dado que no hay un registro o seguimiento de las personas que perdieron la vida semanas o meses después de haberse accidentado.

“El Estado no posee estadísticas referidas a accidentes viales y es fundamental la detección de puntos de conflicto en áreas de mayor concentración de accidentes y así poder caracterizarlos para actuar en consecuencia. No tenemos un mapeo de las zonas viales conflictivas en materia de tránsito de la ciudad de La Plata”, indicaron. 

Esta es una temática mundial, las Naciones Unidas en su Plan Mundial para el Decenio de Acción para la Seguridad Vial 2011-2020, informa que: “cada año, cerca de 1,3 millones de personas fallecen a raíz de un accidente de tránsito, más de 3000 defunciones diarias”.

“Se debe realizar en los corredores gastronómicos y avenidas de mayor movimiento nocturno operativos en puntos fijos, con énfasis en las pruebas de alcoholemia y verificación de la documentación para asegurar que el vehículo esté en condiciones de circular. Mientras que en los barrios esos controles deben ser dinámicos con rotación de los lugares”, agregan.

En esa linea entienden que esta problemática se resuelve principalmente con educación y sensibilización por parte de todos nosotros, que somos peatones-usuarios-conductores, este sería el camino más largo y corto a la vez.

Desde Corazones Azules Argentina buscan promover el respeto por las leyes de tránsito y la concientización y educación vial con el objeto de bajar los índices de muertes y heridos en accidentes.

Para poder elaborar un informe final, desde Corazones Azules están esperando datos sobre decesos que han solicitado al Ministerio Público Fiscal del Distrito Judicial La Plata, para poder conocer el número final de víctimas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s